Los finales son tan solo comienzos

Cuando era pequeña quería que llegaran las vacaciones para irme más tarde a la cama, y ahora que soy mayor, solo deseo que lleguen para poder dormirme más pronto. Estas vacaciones de semana santa empezaron el jueves después de clase, día el cual me lo pasé durmiendo entero, aunque, después de tres días sin dormir es entendible.

Mi intención era ir subiendo día a día lo que hacía pero creo que una entrada grande será lo mejor ya que me voy atrasando más y más porque ni he tenido el ordenador conmigo ni las fotografías que quiero adjuntar. Así que después de contaros que el jueves tan solo dormí ahora os digo lo que hice el viernes.

He acabado exámenes pero los finales son tan solo comienzos. El viernes fui de tienda en tienda, de mercería en mercería buscando los materiales que necesitaba. No encontré nada de lo que tenía en mente pero un buen diseñador es el que hace de lo ordinario algo extraordinario. Así que ahí estaba yo, buscando tela de chándal cuando acababan de traer la temporada de primavera a tienda. Increíble, no había nada en ningún lado. Logré hacerme con chándal azul marino y punto de algodón rosa palo. Así dicho suena fatal pero espero que quede bien en el proyecto que tengo en mente. También quería un cierre de corchetes con tres filas pero tampoco fue posible y tuve que coger ojetes con la maquinita para hacerlos y todo. Pero bueno, no hay mal que por bien no venga. Yo creo que al final todo pasa por algo.

El sábado fue bien distinto. Necesito renovar mi armario. Motivos: está obsoleta la mitad. No lo uso, ya no es mi estilo y está desfasado. Solución: guardar todo en cajas e ir comprando cosas poco a poco, y por poco a poco quiero decir poco a poco de verdad. Voy a hacer una entrada sobre esto seguro. El resumen rápido es que acabé con cinco vaqueros de temporada ya que no tengo ni unos que no tengan al menos un roto, de estos espero llevar tres a devolver. Quedarme con dos no es lo que llamaría ir poco a poco pero ante una necesidad si que hay que actuar rápido, así que se quedan. El resto es muy normal. Lo explicaré en el otro post.

El domingo fue increíble de un lado para otro. Domingo de Ramos, o de Rami’s. Fui a ver un partido de fútbol para apoyar a mi novio que jugaba y por supuesto, pese a todo pronóstico ya que el árbitro estaba sumamente en contra, ganaron. Sí, estoy bien de orgullosa. Después salí corriendo a una merendola familiar, que de verdad, me encantan. Adoro ver a toda la familia reunida, a mis abuelos, mis tíos, mis primos… y sus gatitas. Mira que soy de perros pero estoy enamorada de ellas. Me encantan los animales. Y después, otra vez corriendo y llamando para reservar a la vez, acabé de cena en el ginos. Los domingos hay 2×1 chicos, así que ya sabéis bajaros la app y aprovechadlo. Yo suelo pedir fonduta di fromaggi, lasagna, raviolli y pizza. Debería hacer una entrada sobre comida de Madrid que me encanta la verdad y así también se puede ver la evolución de comidas así de calóricas a cosas más sanas. Esto fue un día cansado pero increíble, la verdad.

Y ahora estoy escribiendo esto, el lunes. No se lo que hacer hoy la verdad. Me he dejado la agenda en casa y no puedo ponerme a organizar la semana que es lo que me encanta hacer los lunes pero bueno, estoy escribiendo esta entrada, algo es algo. De hoy espero avanzar cosas de clase como ilustraciones y hacer algo de ejercicio. Buscaré un HIIT workout en you tube y ¡a darlo todo!

Subo todo sin fotos por el momento, pero prometo empezar pronto. Voy a subir la coleccion de pañuelos a instagram y a ponerme con lo que he dicho.

Be safe.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: